Excursiones desde Sevilla a Gibraltar

La colonia británica de Gibraltar es un fragmento de tierra  de apenas 7 km2, en el extremo más meridional de la Península Ibérica, que según el Tratado de Utrecht de 1713 pertenece a perpetuidad al Reino Unido.

[URIS id=20294]

El territorio de Gibraltar se caracteriza por dos hechos. Su ubicación geográfica como extremo del Estrecho que lleva su nombre y por su peculiar régimen fiscal. Y estos dos condicionantes son los principales motivos para visitarlo.

Por un lado, en Gibraltar se eleva el famoso Peñón desde el que se contempla a un lado las aguas del Mediterráneo y al otro las del océano Atlántico, y al fondo la tierras de Marruecos, claramente visibles en los días claros, que son muy habituales en esta zona.

La ascensión en autobús o caminando hasta el Peñón de Gibraltar es uno de los principales atractivos durante la visita, tanto por la panorámica que ofrece como por ciertos hitos de interés. Uno de ellos es el monumento que recuerda a las Columnas de Hércules, el cual según la mitología clásica intervino en la formación de este peculiar accidente geográfico.

Otra razón para subir al Peñón, también conocido como Punta de Europa, es llegar hasta la zona de las Cuevas de San Miguel, donde habitan los famosos monos de Gibraltar, que sin miedo a los turistas se les acercan a pedir comida y posar en miles de fotos cada día.

Y en cuanto al régimen fiscal gibraltereño, permite hacer compras en el casco urbano de la población a precios muy asequibles. De hecho, uno de los principales motivos para hacer una excursión a Gibraltar es ir de compras. Especialmente interesantes son las compras de productos electrónicos, de tabaco y de alcohol, si bien es necesario saber qué cantidades de estos productos está permitido entrar posteriormente a territorio español, ya que tanto para entrar como para salir de la colonia es necesario atravesar la aduana.

Un dato interesante, es que pese a ser territorio de gobierno británico y que su moneda oficial es la libra esterlina, es posible y habitual hacer estas compras en euros, dadas las peculiares condiciones de este territorio. Así como toda la población local, conocida como los Llanitos, habla perfectamente español, por lo que no hay problema alguno para hacerse entender.